Analiza embarazo adolescente

0
345

El embarazo en adolescentes, fenómeno que se ha abordado desde la educación y la salud, debe tomar en cuenta otros factores como la pobreza económica —un factor detonante—, la falta de oportunidades laborales y el machismo, afirma el investigador Claudio Stern.

 

Sobre el tema se han establecido supuestos que no necesariamente son ciertos, indica el también sociólogo catedrático de El Colegio de México, quien recopila sus artículos de investigación en el reciente libro El “Problema” del Embarazo Adolescente.

 

El título tiene la palabra entrecomillada porque, para Stern, el embarazo en sí no es el problema, sino lo que hay detrás.

 

Durante más 20 años de trabajo en salud reproductiva y desigualdad social, Stern ha encontrado que no es que el embarazo adolescente sea un causal absoluto de la pobreza, sino que es ésta la que lo impulsa, sobre todo en poblaciones rurales o urbanomarginadas.

 

También rechaza que la situación tenga un amplio peso sobre la deserción escolar y que una educación sexual como la que actualmente se ofrece en las escuelas de educación básica sea la solución.

 

“Seguimos creyendo que el embarazo en la adolescencia es una causa importante de la deserción escolar, y no hay nada más falso”, asegura en entrevista. “Más de la mitad de las adolescentes que se embarazan ya están unidas (en pareja).

 

“Cerca del 70 u 80 por ciento de las muchachas que se embarazaban a fines de la década pasada, en mi investigación, ya habían dejado la escuela antes de embarazarse”.

 

Es en la clase media y media alta en donde los índices son menores debido, principalmente, a que las jóvenes cuentan con una amplia gama de planes para su futuro, indica Stern, sin embargo, cuando ocurre un embarazo en este grupo es más frecuente la deserción escolar.

 

En contraste, indica, en los estratos socioeconómicos bajos, sobre todo en el área rural, las chicas consideran que tienen pocas opciones: unirse a una pareja, casarse y tener hijos.

 

“Hasta que no disminuyamos la desigualdad y la pobreza, y no se extiendan las oportunidades para las mujeres jóvenes en el medio rural, en el medio urbanomarginado, no debemos esperar que disminuya mucho el embarazo temprano”, expresa Stern.

 

El sociólogo llama también a reconocer que la mitad de las adolescentes tienen relaciones sexuales antes del matrimonio.

 

Indicó, además, que las políticas en salud y educación son importantes y deben ejecutarse, pero deben ir más allá de lo que hoy se hace. El libro de Stern puede conseguirse en la página web de El Colegio de México: www.colmex.mx.

 

http://busquedas.gruporeforma.com/elnorte/Libre/VisorNota.aspx?id=4678488|InfodexTextos&md5=3ff8aaeb9d66fc3b00aa9033abe10802